Dios actúa siempre con amor

Dios es compasivo, fiel en el amor, misericordioso, lento a la ira y rico en piedad.

Hoy Jesús nos enseña los dos principales mandamientos de la ley:

  • Amar a Dios con todo el corazón, con toda al alma y con todas las fuerzas
  • Amar al prójimo como a nosotros mismos…

La vida tiene que ser un canto de amor. No hay alternativa. Hechos a imagen y semejanza de Dios no podemos hacer otra cosa que amar para dar sentido a nuestra condición de criaturas y a nuestra vocación.

Las convulsiones del mundo moderno son un indicador claro de que muchos de nosotros hemos perdido el sentido de nuestra vocación al amor… ¡No nos hagamos responsables de la fragmentación del ser humano y de la división de nuestro mundo! Hoy, sin pérdida de tiempo, hagamos de nuestra vida un canto al amor.

El corazón se expande cuando ama, cuando perdona, cuando se libera a través de regalar gestos entrañables de amor. Sólo la ternura regalada en gestos concretos liberará al mundo de la división y tendrá nuestro corazón unificado, feliz por haber creído que con el amor y desde el amor todo es posible, El amor hace nuevas todas las cosas y nos mantiene en los manantiales de la vida.

Como hermanas mercedarias hemos recibido una vocación para liberar amando y perdonando a la manera de Dios. Dejemos que hoy el Señor llene todos nuestros cántaros de amor para poder entregar este amor como ofrenda de redención.

Hermana mercedaria ¡ama, y haz lo que quieras!

 

1486140926059

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s